www.hangar57.com

Vaya al Contenido

Menu Principal

GASES EN EL CUERPO

20 CONSEJOS MEDICOS


6. Gases en el cuerpo



En un avión con cabina no presurizada que va elevándose cada vez más, su cuerpo está expuesto a una presión cada vez menor sobre su superficie exterior. Debido a que la presión dentro de su cuerpo es todavía la misma que en tierra, extrañas cosas comienzan a suceder. Los gases encerrados en las cavidades del cuerpo comienzan a expandirse tratando de igualar la presión del gas ambiental, es decir, el aire.
Este fenómeno puede producirle molestias. Cuando los gases se encuentran retenidos en lugares tales como las cavidades de la cabeza, detrás del tímpano y en el estómago, pueden producir dolor de cabeza, de oídos o sensación de plenitud abdominal.

A unos 2.500 m (8.000 ft) los gases en el cuerpo se expanden en un volumen aproximado a un 20 %, mayor que a nivel terrestre. Si su nivel de ascenso es gradual y su estado físico es bueno, se puede ambientar a este cambio fácil y confortablemente.

A 5.500 m (18.000 ft) las burbujas de gas húmedo aumentan más del doble de su tamaño y la expansión continúa a medida que el avión sin presurizar gana altura. Un cambio rápido de altura es lógicamente más peligroso e incómodo que uno lento.

Por lo general, se pueden disminuir los malestares producidos por la expansión de los gases retenidos, disminuyendo el régimen de ascenso. Si los malestares persistieran, descienda a una altura menor donde la atmósfera es más densa. La mayor parte de los gases en los intestinos es aire deglutido, pero algunos se forman en el proceso digestivo. La cantidad de gases varía con el individuo y con el tipo de comida ingerida.
Si Usted espera volar a grandes alturas, los siguientes NO pueden ayudarlo a disminuir los gases abdominales:

Conectar al foro

•No comer muy rápido antes de volar.

•No comer demasiado (la deglución de aire aumenta con cada bocado)

•No beber demasiado, especialmente gaseosas y cerveza.

•No ingerir comidas que producen gases (porotos, repollo, cebolla, pepinos, manzana cruda, melón o cualquier comida rica en grasas).

•No mascar goma durante el ascenso (puede producir deglución de gran cantidad de aire).

Además de los gases antes mencionados, existe en el cuerpo una cantidad considerable de gas (especialmente nitrógeno), no en estado normal,  sino en solución. Es decir, se disuelve en la sangre y en otros tejidos del cuerpo, especialmente en el graso. Cuando la presión externa disminuye, estos gases tienden a escapar de la solución formando burbujas de gas, de la misma forma que las bebidas gaseosas dejan en libertad las burbujas cuando se destapan y la presión se libera.

Regreso al contenido | Regreso al menu principal